Read La Lengua de los Elfos Online

Authors: Luis González Baixauli

La Lengua de los Elfos (4 page)

BOOK: La Lengua de los Elfos
9.63Mb size Format: txt, pdf, ePub
ads

§41. En los nombres terminados en -e que tengan la penúltima vocal fonéticamente larga, la -e final se convierte en una -i cuándo se añaden terminaciones que trasladen el acento tónico a la vocal larga [véanse los ejemplos con súre y líre del párrafo anterior]. Sólo hay ejemplos del instrumental singular, pero seguramente suceda en todos los demás casos en los que se dé esta situación.

4.8 Los genitivos

§42. El genitivo se usa para modificar el significado de un nombre mediante el uso de otro nombre. Se traduce generalmente por la preposición «de». En kwenya existen tres maneras de construirlo: mediante dos casos, el genitivo partitivo-derivativo y el genitivo posesivo-adjetival; y mediante una construcción a la que llamaremos genitivo posicional. Hay otra forma adicional, que veremos al hablar de los adjetivos posesivos. Cada método se usa en unas circunstancias determinadas, que con frecuencia se solapan. En caso de duda se suele usar siempre el genitivo partitivo-derivativo.

4.8.1 Genitivo partitivo-derivativo

§43. Procede de un antiguo caso partitivo que se dejó de emplear en kwenya. Se usa cuándo el genitivo todavia mantiene un cierto componente partitivo, o cuándo tiene connotaciones de fuente u origen; no como «posesivo» o adjetivalmente para describir cualidades. El componente partitivo aparece cuándo modificamos un nombre mediante un incontable, pero colocando el énfasis en el nombre incontable (en caso contrario, si pretendemos calificar, tendríamos que usar el genitivo posesivo-adjetival). Por ejemplo, al pedir «un vaso de cerveza», ya que lo importante para nosotros es el contenido del vaso, no el recipiente. El componente derivativo aparece cuándo el nombre modificador es origen o causa del nombre modificado. En El
Lamento de Galadriel
hay un ejemplo dónde este caso se usa para expresar procedencia o separación («elevó sus manos de
Oiolosse
»), pero podría estar motivado por problemas de eufonía, o por la métrica del poema, ya que parece claro que debería usarse el ablativo.

§44. Sus terminaciones y formas son:
-o, -ron/-ion, -lion, -to
(o
-uo
).

Singular
Plural
Partitivo
Dual
falmo
falmaron
falmalion
falmato
aldo
aldaron
aldalion
alduo
valio
valiéron
valielion
valiéto
lasseo
lassion
lasselion
lasseto
lóteo
lótion
lótelion
lótito
eleno
elenion
elellion (-enilion)
elento (-nito)
makilo
makilion
makillion (-lilion)
makilto (-lito)
indiso
indision
indisilion
inidisto (-sito)
earo
earion
eallion (-arilion)
earto (-rito)
nato
nation
natilion
natuo

Aiya Earendil
elenion
ankalima, «salve Earendil, la más brillante
de las estrellas
» [DT].

Hísie untúpa
Kalakiryo
míri, «la niebla cubre las joyas
de Kalakirya
» [CA].

Róma
Oromeo
, «Cuerno
de Orome
» (procedente de él, por ejemplo de un regalo) [WJ].

§45. Cuándo se añade la terminación
-o
de genitivo singular a un nombre de la primera declinación acabado en vocal pueden ocurrir varias cosas. Si la vocal es una
-a
, la terminación desplaza a la vocal (
falma, falmo
); si es una
-o
, la palabra no cambia (
kiryamo, kiryamo
); y si es una
-u
, la terminación se añade después de la vocal (
Eru, Eruo
). Esta última situación también se puede ver en las palabras que forman el dual con
-u
, ya que pasan a declinarse como una palabra de la primera declinación con esa terminación.

Oienkarme
Eruo
, «la obra eterna
del Único
» [MR].

Indis i
Kiryamo
, «la esposa
del marinero
» [CI].

§46. El nombre en genitivo partitivo-derivativo se coloca generalmente detrás del nombre modificado si está en nominativo y delante en los demás casos, aunque hay excepciones sobre todo para evitar ambigüedades. Cuándo este genitivo modifica a un nombre en acusativo que acompaña a una preposición, se coloca antes de la preposición.

Nu luini
Vardo
tellumar, «bajo las cúpulas azules
de Varda
» [R].

§47. Algunos nombres terminasdos en -l doblan la ele antes de añadir sufijos; así, tenemos
Altariello
que es el genitivo singular de
Altariel
, y
Silmarillion
, que es el genitivo plural de
Silmaril
. La causa de este fenómeno es etimológica, ya que se trata de compuestos que proceden de palabras con una doble ele (
riell
y
rille
respectivamente) que desaparece al hacer el compuesto. Cuándo añadimos el sufijo, la doble ele reaparece. Sólo hay ejemplos con nombres en genitivo, pero es probable que también pase en todos los demás casos. Hay que saber distinguir un nombre en genitivo que dobla la ele de un nombre en ablativo.

Altariello
nainie Lóriendesse, «Lamento
de Galadriel
en Lórien» [R y PM].

Silmarillion
, «
de los Silmarili
» [S y E].

4.8.2 Genitivo posesivo-adjetival

§48. Este caso constituye el genitivo propiamente dicho, ya que es el utilizado para indicar posesión. La particula
-va
originalmente era un sufijo adjetival que se utilizaba para formar adjetivos a partir de nombres, por lo que también se puede usar cuándo el genitivo se utiliza para describir una cualidad del nombre que estamos modificando. Con el paso del tiempo la faceta adjetival adquirió una mayor importancia, ya que el genitivo posicional también puede usarse para expresar posesión. Cuándo se usa con este fin, el genitivo posesivo-adjetival se reserva para afirmaciones absolutas, en las que se quiere señalar la propiedad de algo sin ningún tipo de matiz [§52. ].

§49. Según la fuente a la que recurramos, este caso tiene dos o tres formas. En la carta a Plotz aparecen sólo singular y plural partivo; sin embargo, en la nota de
The War of the Jewels
en la que se describen todos los genitivos también se da la forma para el plural simple. Las terminaciones y formas conocidas son:
-va
(después de consonante es posible que cambie a
-wa
, aunque no es seguro),
-iva
,
-líva
.

Singular
Plural
Partitivo
falmava
falmaiva
falmalíva
aldava
aldaiva
aldalíva
valiéva
valíva (-lieiva)
valielíva
lasseva
lassíva
lasselíva
lótiva
lótíva
lótelíva
elenwa
eleniva
elellíva (-enilíva)
makilwa
makiliva
makillíva (-lilíva)
indiswa
indisiva
indisilíva
earwa
eariva
eallíva (-riliva)
natwa
nativa
natilíva

Mar vanwa
tyaliéva
, «Casa
del juego
perdido» [CPI].

Róma
Orómeva
, «Cuerno
de Orome
» [WJ].

Yuldar
lisse-miruvóreva
, «tragos
de dulce néctar
» [CA].

§50. Cuándo un nombre terminado en vocal se declina en genitivo posesivo-adjetival singular sufre el alargamiento de la última vocal excepto si la penúltima era gramaticalmente larga. Los nombres terminados en consonante no están afectados.

Hwestsa
sindarinwa
, «hwesta
del sindarin
» [AP].

§51. En nuestros ejemplos, el nombre en genitivo siempre se coloca después del nombre a modificar. Por desgracia, todos están en nominativo, por lo que no sabemos qué pasará en otros casos. Probablemente se actúe como en el genitivo partitivo-derivativo.

4.8.3 Genitivo posicional

§52. Cuándo queremos expresar posesión pero, al contrario que en el genitivo posesivo-adjetival, la afirmación tiene un carácter relativo (un cuerno de Oronme, porque tiene muchos), podemos usar el genitivo posicional. Esta construcción se forma poniendo el nombre del poseedor delante del nombre del objeto poseído.

Orome
róma, «un cuerno
de Orome
» [WJ].

4.9 Casos de lugar

§53. De los diez casos del kwenya, el alativo, el locativo y el ablativo forman un subsistema completo, ya que sus significados son los de lugar y dirección. Son las respuestas, respectivamente, a las preguntas ¿a dónde?, ¿en dónde? y ¿desde dónde? se realiza la acción. Además, el alativo y el locativo tienen unas formas simplificadas que se usan para expresar significados asociados con ellos: son el dativo y el adesivo.

4.9.1 El alativo

§54. El alativo se usa principalmente para expresar la dirección del movimiento o el punto final de un cambio, acción o movimiento. Responde a las preguntas ¿a dónde? o ¿hacia dónde? También se puede usar para expresar el momento previsto de una acción, respondiento a la pregunta ¿para cuándo?; la finalidad de una acción, respondiendo a ¿para qué?; o el destinatario de la acción respondiento a las preguntas ¿para quién? o ¿a quién? Las dos últimas funciones corresponden a las de complemento circunstancial de finalidad y a la de complemento indirecto de la oración (por ejemplo, Legolas en la frase: «Galadriel regaló un arco a Legolas»). Usar un arco de lugar con funciones de dativo; es decir, con alguna de estas dos, es algo que también ocurre en el finés. En castellano se traduce anteponiendo las preposiciones «a», «hacia» o «para».

§55. Sus terminaciones y formas son:
-nna
,
-nnar
,
-linnar
,
-nta
(o
-unna
). La
-r
final del plural partitivo es opcional.

Singular
Plural
Partitivo
Dual
falmanna
falmannar
falmalinnar
falmanta
aldanna
aldannar
aldalinnar
aldunna
valienna
valiennar
valielinnar
valienta
lassenna
lassennar
lasselinnar
lassenta
lótenna
lótennar
lótelinnar
lótenta
elenna (-nenna)
elennar
elellinnar (-enilinnar)
elenta (-ninta)
makilenna
makilinnar
makillinnar (-lilinnar)
makilinta
indisenna
indisinnar
indisilinnar
indisinta
earenna
earennar
eallinnar (rilinnar)
earinta (-rnta)
natenna
natinnar
natilinnar
natunna

Elen síla
lúmenn'
omentielvo, «una estrella brilla
sobre la hora
de nuestro encuentro», es decir, dirige su luz hacia esa hora [CA].

Elenna
nóre, «Tierra
hacia la estrella
» [CI].

Si kwente Quendingolgo
Elendilenna
, «así dijo Pengolodh
a Elendil
» [PM].

4.9.2 Locativo

§56. El locativo se usa para expresar localización en la superficie, en el interior o sobre un lugar. También puede usarse para indicar un momento temporal. Responde a las preguntas ¿dónde? o, menos frecuentemente, ¿cuándo? En castellano se puede traducir anteponiendo las preposiciones «en», «sobre», «a»...No obstante, en el finés, al igual que pasa con el alativo, el caso equivalente al locativo también tiene otro uso aparte del estrictamente de lugar: surve como verbo tener. En este idioma no existe el verbo «tener», sino que se expresa mediante la construcción «en Frodo está Dardo» = «Frodo tiene a Dardo». En el latín también pasa algo parecido, ya que tener algo en la mano se expresa con el verbo «habeo» y en el resto de los casos se utiliza una construcción de este tipo. Posiblemente en kwenya pase lo mismo. El hecho de que no se conozca ninguna forma concluyente para el verbo «tener» en kwenya refuerza esta teoría, aunque no haya ejemplos.

§57. Sus terminaciones y formas son:
-sse
,
-ssen
,
-lissen
,
-tse
(o
-usse
). La
-n
final del plural partitivo es opcional.

Singular
Plural
Partitivo
Dual
falmasse
falmassen
falmalissen
falmatse
aldasse
aldassen
aldalissen
aldusse
valiesse
valiessen
valielissen
valietse
lassesse
lassessen
lasselissen
lassetsa
lótesse
lótessen
lótelissen
lótetsa
elesse (-enesse)
elessen (-enissen)
elellissen (-enilissen)
elenitse
makilesse
makilissen
makillissen (-lilissen)
makilitse
indisse (-isisse)
indissen (-isissen)
indisilissen
indisitse
earesse
earissen
earellissen (-rilissen)
earitse
natesse
natissen
natilissen
natusse
BOOK: La Lengua de los Elfos
9.63Mb size Format: txt, pdf, ePub
ads

Other books

Don't Let Go by Michelle Gagnon
An Excellent Wife by Lamb, Charlotte
Death By Degrees by Harrison Drake
The Beautiful Tree by James Tooley
Minor Adjustments by Rachael Renee Anderson
Ex and the Single Girl by Lani Diane Rich
This Real Night by Rebecca West
Begin Again by Christy Newton